sábado, 29 de octubre de 1988

Sega Mega Drive / Sega Genesis

Artículo escrito originalmente en 6-3-2017


Las guerras de consolas me resultan bastante graciosas.
A día de hoy podemos ver a fanáticos de Sony atacar a los de Microsoft, y viceversa.
Gente discutiendo inútilmente, perdiendo un tiempo increíble, intentando defender la marca que tanto adoran,
al mismo que intentan desprestigiar el cacharro que no poseen, intentando aumentar el valor del suyo.

Sólo hace falta ir a un vídeo o noticia sobre una compañía para ver comentarios de odio de los "rivales".
 Que si "el juego aquí tiene más resolución", que si "ese juego exclusivo ha resultado ser decepcionante",
y por supuesto otras razones mucho más patéticas...

Ha habido guerras de consolas desde hace mucho, y siempre me han parecido una bobada...
Pero, ¿Sabéis qué?
Por innecesaria que fuera, al menos la guerra entre Sega Mega Drive y Super Nintendo tenía una excusa, 
aunque sólo fuera recalcar la gran diferencia entre hardware y catálogos que ambos sistemas tenían.

Pero en fin... Sega Mega Drive.





La Sega Mega Drive (O Genesis, como fue llamada en América), es una consola creada a partir de las placas arcade de 16 bits que Sega utilizaba en... Bueno, máquinas Arcade.

Su creación, liderada Masami ishikawa y supervisada por Hideki Sato, fue un intento de Sega por no hundirse tras el descenso en el interés por máquinas recreativas alrededor de 1982 (un efecto secundario de la situación que llevó al crash del 83), y es que Sega era por aquél entonces una subsidiaria de Gulf & Western dedicada a crear juegos arcade (estando entre una de las cinco mejores, nada menos).

Previendo el panorama, el director de Sega Enterprises LTD. Hayao Nakayama, decidió que el negocio de las máquinas Arcade no era lo que anteriormente, y propuso cambiar su enfoque a producir consolas hogareñas. Habían intentado entrar antes a ese mercado con SG-1000 y no funcionó, pero debían volverlo a intentar.

En 1986, la Master System nació, y si bien no tuvo el éxito que la 8 bits de Nintendo, consiguió lo suficiente como para ser un éxito moderado, sobretodo en Europa. Mega Drive empezó su desarrollo al poco de haberse lanzado Master System (Lo que no debería sorprender a nadie, pues una compañía debería estar siempre mirando el futuro, por ejemplo Nintendo siempre tenía una idea de su siguiente cacharro al lanzar uno nuevo).

Pero no iba a ser fácil, la consola llamada PC-Engine asomaba su cabeza, y si bien su corazón era de 8 Bits, era capaz de hacer funcionar juegos mucho más avanzados que los de Master System o Nintendo Entertainment System. Es por ello que decidieron usar su conocimiento con juegos arcade para crear un sistema de 16 bits, llevando la placa Sega System 16. El cacharro también hacía uso de una CPU Motorola 68000, mientras que el microprocesador ZiLOG Z80 sería el que se encargara del audio de la máquina.

Esa fue una opción un poco extraña, pues Z80 era una pieza que podíamos encontrar en consolas antiguas como Colecovision y la misma Master System. Esto hizo que el techo técnico de las capacidades sonoras de la Mega Drive fuera inferior al de la futura Super Nintendo, pero como pasó con NES, la importancia estaba en quien se encargaba del sonido, y menos del hardware.

Como curiosidad, a Sega le encantaba usar "Mark X" para el nombre de sus cacharros, con X siendo un número según iban produciendo consolas. Mark III era Master System, mientras que esta nueva consola tendría el nombre de Mark V.

Pero el equipo de marketing pensó que no tenía gancho, y necesitaban otro nombre. Escucharon más de 300 ideas, (Sí, ¡300!) antes de acabar decidiéndose por Mega Drive... Aunque para América lo cambiaron por Genesis, se rumorea que por problemas de marcas.

Incluso con la salida de un nuevo sistema, no se pudieron contener y usar el horrible
fondo cuadriculado que había en las carátulas de los juegos de Master System.
El cacharro tuvo una salida aceptable en Japón en 1988, pero tuvo un poco de mala suerte porque Famicom era todavía enormemente popular (y lo sería por bastantes más años), y Super Mario Bros 3 se estrenaría poco tiempo después. No sólo eso, PC-Engine era bastante popular en el país nipón también. Se vendieron alrededor de 400.000 sistemas en su primer año.

En América, se intentó contactar con Atari para formar equipo y vender la consola en los Estados Unidos. Atari terminó diciendo que no, porque sería muy caro y decidieron hacer su Atari ST (La cual murió bastante más rápido que cualquier consola de 16 bits, y tuvo problemas constantes como que los creadores de software tenían miedo por las altas cantidades de piratería en ordenadores... Al igual que con NES, creo que cometieron un fallo). Después de otros intentos fallidos (y no querer volver a trabajar con Tonka, que llevó la Master System a USA y lo hizo bastante mal), Sega decidió hacerlo por su cuenta, de modo similar a Nintendo, que lo hizo con la NES. Se estrenó en América en 1989.

En Europa apareció en 1990, dos años más tarde que en el territorio Japonés, y para aquél entonces, había muchos juegos creados ya, por lo que un catálogo de lanzamiento como Ghouls 'n Ghosts, Altered Beast o Golden Axe, unido a que para 1990 NES y Master System no eran tan populares como antes, pudo hacerse un gran hueco en el mercado europeo, donde Mega Drive sería la primera consola durante toda su vida comercial.

En Japón ocupó el tercer puesto durante toda la generación, y en Europa sería líder, pero en América la compañía tenía otros planes. Es aquí donde la "Guerra de Consolas" realmente nació, con la idea de enfrentarse a Nintendo de manera directa, quien dominaba el mercado.

La idea estaba en mostrarse cuan superior era Genesis sobre la NES, hacer marketing agresivo, al igual que rodear este sistema de personas famosas que le dieran mayor publicidad a la consola. Es por esto que nacieron juegos como:
Ooooh!

Pat Riley Basketball
Arnold Palmer Tournament Golf
James "Buster" Douglas Knockout Boxing
Joe Montana Football
Tommy Lasorda Baseball

Y por supuesto, Michael Jackson y su Moonwalker


















Sega y Nintendo acabarían enzarzándose en una batalla por mayor reconocimiento y superioridad en los Estados Unidos. Sega usaría sus tácticas para parecer la consola guay y moderna, mientras que Nintendo tiraría de su dominio establecido y de la futura Super Nintendo que llegó dos años más tarde, pero con un hardware superior.

El caso es que esto promovió un modo de hacer marketing que tristemente a día de hoy sigue usándose, y es el de exagerar, y hasta llegar hasta a mentir, como el supuesto "Blast Processing" que en teoría Genesis tenía (Y no era absolutamente nada), o la asquerosa tendencia a tener que usar el número de ventas como un arma hacia otras compañías (Y que serviría para que los fanáticos de una consola atacasen a otros).

También caló en los jugadores, y honestamente, para mal. El comportamiento de los más fanáticos daba asco, y es algo que se fue repitiendo en siguientes generaciones... Aunque no se puede comparar a los fanáticos de hoy día... Y su acceso a internet.

Después de muchos años de pelea (Y bajadas de precio), Genesis consiguió hacerse un buen hueco en los Estados Unidos, y hubo algunas temporadas donde llegó a ser la primera consola en ventas durante la primera mitad de la generación. La pobre Turbografx no pudo alcanzar a ninguno de los dos sistemas.

Las cosas acabaron bastante similares, pero mirando documentos revisados de 2014, Super Nintendo acabó ganando por poco a Genesis en cuanto a número de cacharros vendidos en U.S.A. (18.5 millones de Genesis VS 20.0 millones de Super Nintendos). Aunque otras fuentes dicen que SNES vendió más de 23 millones. Honestamente, no sé cual de los dos será el fiable, pero en cualquier caso es más, así que poco importa...

Uniendo eso a sus victorias respectivas en Europa y Japón, Genesis vendió alrededor de 35 millones de consolas a nivel mundial (Contando sitios menores como Corea del Sur y tal usando otras compañías), mientras que Super Nintendo terminó con casi 50 millones de sistemas vendidos, dando por terminada esta guerra y dando paso a otra generación.

Toejam & Earl, Contra Hard Corps, Quackshot, Sonic... Y juegos de deportes a centenares...
A día de hoy la gente sigue discutiendo qué consola es mejor, a lo cual siempre he contestado, que tan sólo depende de tus gustos, porque como he dicho al principio, Super Nintendo y Sega Genesis son sistemas muy, muy diferentes, tanto en hardware, como sobretodo (y lo más importante), catálogo.

Al contrario que las consolas de hoy día, donde los catálogos son más o menos lo mismo con algunos exclusivos para hacer diferencia entre la caja negra de Sony y la caja negra de Microsoft, los catálogos de Super Nintendo y Sega Genesis, son en su mayoría completamente diferentes.

Sí, tienen juegos multiplataforma en común, como es de esperar, pero cuando te paras a mirar los juegos que cuentan de verdad, esos que hacen una buena consola, ambos sistemas están formados por listas mayormente únicas. Incluso la morralla que a nadie le interesa es también diferente.

No sólo eso, si no que cada sistema destaca en diferentes géneros y tipos de juego, y a la vez ambas tienen cierta carencia a lo que la otra es fuerte. Es muy interesante y algo que no se ha vuelto a repetir en ninguna otra generación.

Que le den a las ventas o el hardware, ¡Los juegos es lo que mola comparar!
Mientras que Super Nintendo sobresale en RPGs y juegos de Aventura, por ejemplo, Sega Mega Drive despunta en juegos de acción como una colección impresionante de Shoot'em Ups o mayor variedad de juegos de deporte y ports arcade.

Es ese hecho que para mi no haya razón alguna para elegir entre una consola u otra, porque lo mejor que ambas ofrecen son cosas opuestas. Por supuesto, eso no significa que Super Nintendo no tenga Shoot'em Ups o Sega Genesis RPGs, pero es claro que cada consola tiene una fuerza diferente, y es lo que hace que funcionen tan bien juntas.

¿Qué ofrece la Sega Mega Drive hoy día?

La verdad, es que al igual que NES y Super Nintendo, este sistema ha envejecido bastante, bastante bien, con montones de juegos interesantes que siguen siendo igual de divertidos.

Es una consola mucho más orientada a la acción y juegos arcade, con su catálogo enfocándose experiencias rápidas y directas, al contrario que Super Nintendo, que llevó a los videojuegos a un entorno más casero, con juegos más largos y pausados, como los ya mencionados juegos de aventura y RPG, donde guardar la partida era mucho común por su duración.

Y aunque no tenga las mismas capacidades visuales o sonoras de Super Nintendo, cuando alguien con talento cogía una Mega Drive, podía hacer maravillas. Gente como Treasure o Konami hacían cosas impresionantes cada vez que tocaban el sistema, por ejemplo.



Mega Drive salió a la venta con un mando de tres botones, que, para buena parte de los juegos, funcionaba bien. Es un mando sencillo y bastante cómodo, con una buena cruceta... Pero, desgraciadamente, 3 botones son insuficientes si quieres disfrutar del catálogo completo.

¿Te gustan los juegos de lucha? Pues te fastidias, el mando de 3 botones es horrible. 
Juegos como Lost Vikings, Contra Hard Corps, o Streets of Rage 3 entre otros muchos se controlan mejor con uno de 6 también.

Hubo varias variedades de controladores, pero en general, los de 3 botones se volvieron obsoletos cuantos más juegos salían...
Es algo desafortunado, y visto como uno de los puntos flojos de la consola en su día, el que tuvieras que comprar un mando, cuando la consola ya venía con uno, sólo porque estaba anticuado, más aún cuando el mando estándar de Super Nintendo tenía todos los botones necesarios y por necesitar para jugar a prácticamente todo. Tiempo después, se acabaría añadiendo como el mando básico en ciertos packs, pero fue un poco tarde.

Dicho eso el mando de 6 botones es muy chulo, e incluso más cómodo que el de 3. Curioso también es que puedas conectar estos mandos a muchos sistemas clon de diferentes tipos, y hasta a consolas Atari.

Por otro lado, Sega, intentando agrandar el éxito de su consola, y para hacerla más interesante de cara al público, diseño un add-on llamado Sega Mega CD. Este cacharro se conectaba directamente a la Sega Mega Drive y te permitía jugar a juegos en CDs, con todas las ventajas (Y desventajas) que ello podía ofrecer.

Con mayor espacio para juegos, se podían añadir muchas más cosas. Se podía aprovechar para pistas de audio real (Red Book Audio se usó para los juegos de este add-on), escenas cinemáticas más largas, voice-acting, juegos más largos (Aunque esto realmente no pasó)... Pero con el formato CD, también venían tiempos de carga largos, errores de lectura y otras cosas.

Desgraciadamente, Sega CD se recuerda de un modo negativo, debido al abuso que se hizo de la posibilidad de poner vídeos (que ahora vemos de muy mala calidad por cómo ha mejorado la tecnología) y hacer juegos exclusivamente con ellos; los llamados Full Motion Video (FMV) Games. El problema era, sobretodo, que esos juegos carecían de jugabilidad (Aunque muchos de esos pueden ser disfrutados de manera irónica, al menos). Otro aspecto malo fue que Sega no ofreció un gran apoyo a este cacharro, ni era precisamente barato, y en unos pocos años se acabó retirando.

Pero, por otro lado más positivo, aunque Sega CD fue una decepción en genera con lo que podía haber sidol, también trajo una cantidad decente de buenos juegos si consigues mirar más allá de basura como Sewer Shark o Corpse Killer que parecen nublar la vista de la gente, no dejando ver las cosas que si merecen la pena.

Parte de los buenos juegos que si podías jugar en Sega CD. Oh, ¡Y contad Lords of Thunder de la imagen de arriba!
Esos de la imagen son tan sólo unos cuantos, y es que, si miras por tu cuenta en vez de dejarte llevar por lo que diga alguna "celebridad de internet", puedes acabar con un buen número de juegos.

Cuando un juego de Sega CD es bueno, puedes ver que el add-on era más potente que la propia Mega-Drive, porque le dejaba hacer ciertos truquitos a nivel visual, mientras que en aprovechando el espacio del CD, también puedes encontrar bandas sonoras estupendas, muchas que me hacen recordar los 80, 90, y sus estilos musicales (Rock, Electrónica, Techno...), hasta temas vocales. Un auténtico viaje al pasado, si me preguntáis.

Ah, que sería de mi sin "One Night in Neo Kobe City"...

En serio, ¿En qué otro sistema puedes jugar a Dungeons & Dragons con música techno compuesta por Yuzo Koshiro? 'Nuff Said. Ese vídeo no es la mejor colección que podría hacerse, pero es una buena muestra. Por supuesto, muchos juegos tenían voces también, que podían ser bastante buenas... Y bastante ridículas a veces.

Así que, si bien Sega CD es más recordada por los FMV basurilla, tiene un lado bueno que realmente merece la pena. Aunque, lo mismo no se puede decir de 32x...

Concebida como otro Add-on para "mostrar el futuro, lo que está por llegar", 32x fue otro accesorio que se conectaba en la propia Mega Drive y daría la posibilidad de tener juegos 3D poligonales... Y para seguir intentando quedar encima de Super Nintendo. Pero no funcionó para nada. En Japón, 32x salió tan tarde que Sega Saturn ya estaba en el mercado, y en el resto de sitios no llamó nada la atención, y sólo acabó teniendo 34 juegos, de los cuales la mayoría no importaron a nadie.

Su catálogo se resume en más ports muy parecidos a los originales Arcade, y algunos juegos 3D limitados. Tiene unos poquitos juegos que podrían ser interesantes, pero en general fue un desastre de cacharro, y a día de hoy poca gente la recuerda precisamente por lo poco que ofrece.

Curiosamente hubo un momento donde decidieron hacer un 32x que no necesitase estar metida en una Mega Drive para funcionar (precisamente porque era al mismo tiempo 32x y Mega Drive), llamado Sega Neptune, pero fue cancelada por que no había razón alguna para que existiera, y es que haría competencia a su propia Sega Saturn, y ya tenían miedo de que no pudiera competir al nivel de Nintendo 64 y PS1.

¡Qué monstruoso ser!... ¡Puede hacerle la competencia a Xbox One!
En último lugar, también tuvo un par de servicios "online" uno de ellos llamado Mega-Net para Japón, en el que conectabas un periférico a tu Mega Drive, y un cartucho especial, con el que te permitía jugar a 17 juegos diferentes. Debido a su alto precio, los pocos juegos que había disponibles y a que la consola no era la más popular, no tuvo mucho éxito y este servicio no duró demasiado.

En los estados unidos, hubo algo llamado The Sega Channel. Podías recibir contenido a través del mismo modo que la televisión por cable ofrecía canales únicos. Servía para descargarse juegos, probar demos, y conseguir trucos.Llegó a tener hasta 250.000 clientes, pero el interés de Sega por enfocarse en su futura Saturn terminó por poner fin a este servicio en 1998.

Era un servicio de pago, y duró 4 años (15 dólares al mes, más 25 para obtener el equipo necesario para conectarte). Pusieron juegos que ya estaban en formato físico, como Sonic & Knuckles o Space Harrier II, y juegos exclusivos en ese territorio como Mega Man: The Wily Wars y Alien Soldier.

Fue un servicio bastante novedoso, aunque Sega no fue la única en hacerlo.



Pero en fin... Todo eso es cosa del pasado.

Lo que hoy día queda, lo que importa, es que la 16 bits de Sega sigue siendo un buen sistema con mucho que ofrecer en la actualidad. Sin duda, a día de hoy se siente mucho más arcade y ligera que otras consolas, con catálogos más cercanos a lo que pensamos hoy como videojuegos de sobremesa, pero eso es lo que la da un aire diferente.

Y de hecho Sega Mega Drive sigue estando bastante viva a día de hoy, al igual que NES y Super Nintendo, ya sea por la atención que recibe gracias a la emulación, y que Internet ha ayudado a dejarnos descubrir el extenso número de juegos que hicieron a este sistema interesante, porque lo Retro se haya vuelto, desgraciadamente, una moda hipster, o haya gente nueva con curiosidad real sobre el pasado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario